Archivo mensual: septiembre 2011

Los palestinos ya festejan la llegada de la “primavera árabe” (29 09 11)

Extreman cuidados para evitar enfrentamientos en la zona oriental de Jerusalén

.

.

Después de un largo período de inactividad, signada por el desacuerdo entre las dos principales facciones palestinas (Al Fatah, que controla Cisjordania, y los islamistas de Hamas, que dominan de facto la Franja de Gaza), la comunidad árabe vive un nuevo tiempo de expectativas desde que las Naciones Unidas tuvieron que admitir a trámite el reconocimiento de un Estado soberano en sus territorios.

El comienzo de las sesiones del comité de encargado de nuevas admisiones, esta semana, avizoró sin embargo un trámite largo y engorroso, y con pocas esperanzas de una resolución positiva, dada la decisión de la Casa Blanca de oponerse a la vía del reconocimiento multilateral.

Sin embargo, con el anuncio del gobierno de Benjamín Netanyahu, también durante esta semana, de ampliar la construcción de 1.100 nuevas viviendas para judíos en los territorios ocupados en 1967 del sector oriental de Jerusalén, el camino de reapertura de negociaciones bilaterales al que apostaba la diplomacia estadounidense sufrió un duro revés.

Tanto el vocero del presidente Barack Obama, como la propia secretaria de Estado, Hillary Clinton, tuvieron que salir a censurar la decisión del gobierno de Tel Aviv. Rusia, China, la Unión Europea y otros numerosos países y organizaciones internacionales se sumaron a las críticas a Israel.

En la víspera, en una sesión especial, el Parlamento Europeo aprobó una resolución que declara que el pueblo palestino tiene el “legítimo derecho de crear un Estado independiente”, en un documento aprobado por unanimidad por los miembros del cuerpo parlamentario continental.

En Ramallah, sede del gobierno provisorio de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), siguen los festejos por el protagonismo internacional recuperado. Los voceros del premier Mahmmoud Abbas evaluaron que la nueva coyuntura en los territorios participa de la denominada “primeva árabe”, el conjunto de modificaciones estructurales que sacude al Norte de África y a Medio Oriente desde principios de año.

Desde el ejecutivo de Abbas, inclusive, no se descarta que pueda forzarse a un cambio del voto norteamericano. Ya ocho países integrantes del cuerpo han decidido votar a favor del Estado Palestino, según informó el ministro de Exteriores Riyad al Malki, entre los que se cuentan Líbano, Rusia, China, India, Sudáfrica y Brasil.

Con nueve votos la petición sería aprobada, aunque con posterioridad los Estados Unidos podrían ejercer su poder de veto para frenarla.

Negociaciones problemáticas

La decisión del presidente Barack Obama de relanzar las negociaciones bilaterales entre israelíes y palestinos está siendo motorizada por el denominado “cuarteto”, integrado por la diplomacia norteamericana, rusa, de la Unión Europea, y de las Naciones Unidas, y cuya figura visible es el ex primer ministro laborista británico Tony Blair.

El “cuarteto” ha invitado a reabrir las rondas de diálogo, haciendo caso omiso al nuevo plan de construcción de viviendas para judíos en los territorios ocupados de Jerusalén.

Ayer, tras una reunión de su directiva en Ramallah, la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) rechazó volver a ningún tipo de negociaciones mientras Israel siga construyendo en los asentamientos. Y se preguntó cómo la propuesta del “cuarteto” propone comenzar a negociar sobre los límites de 1967, mientras el Estado de Israel sigue construyendo activamente traspasando esos límites.

Así, las nuevas negociaciones aparecen como una vía muerta aún antes de haber logrado comenzar.

.

Twitter:   @nspecchia

.

¿Cómo parar el Estado Palestino? (29 09 11)

Las Naciones Unidas comienzan a tratar el pedido palestino

Rusia y China se suman a las críticas a Israel por entorpecer el proceso de paz

.

.

Mientras la iniciativa del premier palestino Mahmmoud Abbas frente a las Naciones Unidas sigue cosechando adherentes, la ampliación de 1.100 viviendas para judíos en la zona árabe de Jerusalén Este anunciada esta semana por el gobierno israelí de Benjamín Netanyahu está poniendo en aprietos a su principal valedor, el presidente Barack Obama.

Desde Washington, Obama hizo saber, a través de su portavoz, que se sentía “profundamente decepcionado” por la decisión de la administración conservadora de Netanyahu; mientras que la jefa de la diplomacia estadounidense, Hillary Clinton, tuveo ayer que improvisar un llamado a frenar la agresividad de los colonos israelíes, que podrían empeorar aún más el panorama, poniendo en evidencia que la vía apoyada por el Departamento de Estado no tiene demasiadas posibilidades de prosperar, debido a la inflexible postura de la derecha judía.

“Urgimos a evitar cualquier movimiento en las cercanías de Jerusalén que puedan considerase provocativos”, pidió Clinton en la víspera, dirigiéndose a ambas partes, aunque las excavadoras israelíes ya trabajan en el barrio de Gilo, en el corazón de la Jerusalén árabe.

Por su parte, el Consejo de Seguridad de Naciones Unidos comenzó ayer, siguiendo los procedimientos internos del órgano multilateral, a considera la petición de presentada por Mahmmoud Abbas ante la Asamblea General.

A pesar de los varios intentos de los enviados norteamericanos para que depusiera de su solicitud, la presentación formal de la carta al secretario general, Ban ki Moon, obliga a las comisiones de la organización internacional a abocarse a su tratamiento.

El Comité de Nuevas Admisiones, que incluye a los 15 miembros del Consejo, celebrará hoy su primera sesión con el petitorio palestino en el orden del día.

El proceso de revisión de una candidatura para lograr el estatus de Estado miembro suele extenderse por unos 35 días, pero diversos analistas aseguraron que, en este caso y dada la determinante presión estadounidense, ese periodo puede alargarse casi indefinidamente.

Aún así, el éxito diplomático para los palestinos ya se ha dado, especialmente por la abrumadora mayoría de países del mundo que respaldaron la solicitud.

Así, el jefe de la delegación de la Autoridad Nacional Palestina (ANP) ante la ONU, Riyad Mansour, dijo ayer que los pasos formales están asegurados, y que si la decisión política de la potencia hegemónica presiona para que esos pasos no den resultados, deberá hacerse cargo también del costo político; “el proceso avanza paso a paso y esperamos que el Consejo de Seguridad cargue con su responsabilidad”, sostuvo Mansour.

Israel cada vez más solo

El claro respaldo norteamericano a Tel Aviv comienza a ser el único baluarte con que cuenta el Estado judío. Ayer, Rusia y China, dos potencias emergentes con una importancia determinante en la fijación de políticas globales (y ambos miembros permanentes del Consejo de Seguridad), criticaron abiertamente la expansión de asentamientos israelíes los territorios ocupados desde 1967.

El Departamento de Estado norteamericano no pudo dejar de expresar su “decepción” por la nueva medida, que afecta directamente la posibilidad de una reanudación de las conversaciones de paz entre ambas comunidades; y también la representante de la Unión Europea emitió un comunicado crítico.

“Es de especial preocupación que decisiones sobre un asunto tan delicado se tomen durante este período crucial”, sostuvo la Cancillería rusa, mientras sus homólogos chinos expresaron su “oposición” a la decisión de Israel.

Las condenas en los países árabes fueron homogéneas y contundentes.

.

Twitter:   @nspecchia

.

.

 

Bibi, el constructor (27 09 11)

La derecha israelí lanza la primera represalia a Abbas

Se aprueba la construcción de 1.100 viviendas en territorio de Jerusalén Este

.

.

JERUSALÉN.- En una decisión que ha sido interpretada como la primera represalia lanzada por el gobierno conservador israelí por la osada maniobra de Mahmmoud Abbas, al iniciar ante las Naciones Unidas (ONU) el proceso de reconocimiento internacional al Estado Palestino, ayer la Administración de Bibi Natanyahu aprobó una nueva expansión colonial sobre territorios ocupados, en el sector oriental –árabe- de la ciudad vieja de Jerusalén.

El ministerio israelí de Planificación anunció la autorización de los planes de 1.100 nuevas viviendas para colonos judíos, en el barrio jerosolimitano de Gilo, una barriada ubicada en el sector oriental de la ciudad, considerada territorio ocupado, y la zona reivindicada por los palestinos como la capital de ese Estado cuyo reconocimiento comenzó a ser tratado el lunes en el Consejo de Seguridad.

Tanto el Departamento de Estado norteamericano, como la Unión Europea, deploraron la medida israelí que viene a echar por tierra las posibilidades de reapertura del proceso de paz, el argumento que esgrimió el presidente Barack Obama al anunciar que no apoyaría –e inclusive que utilizaría el poder de veto- el reconocimiento multilateral.

Por su parte, el líder de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmmoud Abbas, sigue cosechando adhesiones a su estrategia: ayer se conoció el significativo apoyo de Arabia Saudita –otro de los aliados de Washington en la región-, a la que se sumó también el Líbano.

Ante la decisión de seguir ampliando la construcción de viviendas en territorios ocupados, desde las oficinas de la ANP declararon que “evidencia el cinismo” del premier Benjamín Netanyahu, que sigue insistiendo en su “predisposición” para reabrir el diálogo, mientras su gobierno no hace sino tomar medidas ejecutivas para torpedearlo.

El lunes, Shimon Peres había declarado que Abbas era el mejor interlocutor posible que los judíos podían tener en este momento, y que confiaba en los buenos oficios del “cuarteto” (ONU, Unión Europea, EE.UU. y Rusia) para relanzar las negociaciones, con un horizonte de plan de paz realista para diciembre de 2012.

El avance sobre Jerusalén Este de ayer, sin embargo, convierte esas declaraciones en meras expresiones de deseos, y vuelve a poner de manifiesto que la única estratégica de la coalición de partidos de derecha que gobierna Israel es obstaculizar cualquier proceso de diálogo, e impedir por todos los medios la institucionalización política de la comunidad palestina, ya que ella convertiría a su ejército, de hecho, en potencia ocupante de un Estado, en  abierta violación al derecho internacional público.

.

.

Twitter:   @nspecchia

.

 

Shimon Peres contradice a Netanyahu (27 09 11)

Fracturas en el poder israelí

El laborismo socialdemócrata de distancia de Netanyahu en el tema del Estado Palestino. Shimon Peres alaba la gestión de Abbas. Expectativas por un posible relanzamiento del diálogo entre ambas comunidades.

.

.

El ecléctico discurso del presidente Barack Obama frente a la Asamblea de las Naciones Unidas (ONU), impulsando nuevas negociaciones entre israelíes y palestinos en lugar de que fuera el organismo multilateral el que interviniera aceptando el ingreso de un Estado Palestino, no ha logrado mitigar el importante logro diplomático del líder árabe, Mahmmoud Abbas.

La abrumadora mayoría de países del mundo que se pronunciaron a favor de incorporar a la comunidad palestina, a través de una unidad política soberana, en el máximo organismo de la comunidad internacional, ha puesto a Obama ante la antipática eventualidad de tener que recurrir al veto en el Consejo de Seguridad; lo que sin duda también empujará a un mayor aislamiento de su principal aliado en todo el Medio Oriente, Israel.

La carta entregada el viernes pasado por Abbas al secretario general de la ONU, Ban ki Moon, ha comenzado a ser tratada ayer mismo por las comisiones del Consejo de Seguridad. También en la clase política israelí este apoyo mayoritario de los países miembros de la ONU ha provocado fisuras en el respaldo a la posición del jefe del ejecutivo, el conservador Benjamín Netanyahu.

Ayer, el líder laborista Shimon Peres, que ha sido el tradicional vocero de una porción importante de la intelectualidad y de la centroizquierda israelí, emitió un fuerte gesto hacia los vecinos árabes, al pronunciarse a favor de la gestión pacífica llevada adelante por Abbas frente a la ONU.

Peres sostuvo, además, que el actual primer ministro de la Autoridad Nacional Palestina (ANP) es el “mejor dirigente posible” para negociar con Israel, e instó a ambas partes a volver a la mesa de negociaciones. Una mesa de la que Abbas se retiró hace un año, ante la intransigencia de Netanyahu y los nuevos asentamientos de colonos israelíes en territorios ocupados.

Netanyahu, en su turno en el atril de la Asamblea General, dijo que Israel “sería el primer país” en reconocer un Estado Palestino, cuando se dieran las condiciones de paz para hacerlo. De esta manera volvía a insistir en que la solución sólo puede ser bilateral, una vía que ha fracasado en los últimos veinte años.

Shimon Peres, sin embargo, ayer dejó abierta la puerta para la intervención de terceros, especialmente del denominado “cuarteto” (ONU, Unión Europea, Estados Unidos y Rusia), y sostuvo que es factible tener un plan realista de paz para diciembre de 2012.

.

.

Twitter:   @nspecchia

.

 

Presentación del libro de Ramón J. Cárcano (16 09 11)

 Presentación del libro

“De los hijos adulterinos, incestuosos y sacrílegos”

de Ramón J. Cárcano

por Nelson Gustavo Specchia

Feria del Libro de Córdoba, viernes 16 de septiembre de 2011

 
Buenas tardes.

Yo quisiera comenzar esta presentación del libro de don Ramón J. Cárcano, “De los hijos adulterinos, incestuosos y sacrílegos”, su tesis de doctorado en derecho en la Universidad de Córdoba, con una referencia a los editores, a la feliz coincidencia de que la recuperación de un trabajo académico como este, pionero en su momento en el trazado de líneas igualitarias en el tratamiento civil normativo hacia las personas, un trabajo académico, además, que no quedó atrapado en los silenciosos pasillos del claustro y limitado a los muros de las bibliotecas y de los gabinetes de investigación de los expertos y de los profesores de la disciplina, sino que salió a la calle, alcanzó a la gente y a sus concretas situaciones de vida, sirvió de fundamento para debates de fondo sobre las maneras de concebir y de plantear la convivencia social desde ese particular lugar hermenéutico, desde esa perspectiva interpretativa de la aceptación de las diferencias, de las radicales otredades, en la igualación normativa propia de un Estado republicano y democrático de derecho.

Feliz coincidencia, digo, que el rescate de un documento académico que en su momento tuvo proyecciones sociales tan concretas venga de la mano de una coedición entre las empresas editoras de dos universidades grandes de nuestra ciudad, la editorial de la Universidad Nacional de Córdoba, y la editorial de la Universidad Católica de Córdoba, y que sea este su primer trabajo, su primer aventura conjunta, de la que, seguramente –y así lo esperamos- será una larga y fructífera avenida de colaboración entre ambas.

Cuando fundamos la Educc, la Editorial de la Universidad Católica de Córdoba, en 2002 (pronto cumplirá sus primeros diez años), desde ese primer momento nos imaginamos la posibilidad de plantear líneas de cooperación interuniversitaria. Poco tiempo después, cuando una nueva gestión en el rectorado de ambas Universidades habilitó un diálogo más frecuente, una mayor cercanía, aquel esbozo de proyecto comenzó a hacerse más palpable. Recuerdo que la señora rectora de la Universidad Nacional de Córdoba nos contó de los avances en su idea de recrear la editorial de la UNC. Si no me falla la memoria, estábamos en el aeropuerto, esperando la llegada de don Ricardo Lagos, el ex presidente chileno al que ambas Casas habían acordado, en este tiempo de mayor cercanía al que aludo, concederle los respectivos doctorados honoris causa. Me alegró mucho lo avanzado que la profesora Scotto tenía aquel proyecto, y le dije que, de la misma manera que estábamos concretando juntos un acto académico tan importante desde lo simbólico, como el doctorado a don Ricardo Lagos, yo tenía la esperanza de que en breve también pudiéramos publicar libros juntos. Y Carolina Scotto me dijo “no tendrás que esperar mucho, lo haremos más temprano que tarde”.

Entonces yo quiero hacer un reconocimiento a ese camino proyectado y que aquí comienza su andadura, mucho más temprano que tarde. La realización de esa idea común, de esa expectativa común, que con este trabajo –también tan simbólico desde su génesis académica, desde su perspectiva igualitaria y desde esa intervención social en el debate cordobés de su tiempo- se ve concretada. Por eso mis felicitaciones, en las personas de Diego Tatián, director de la editorial de la Universidad Nacional de Córdoba, y Carla Slek, directora de la Editorial de la Universidad Católica de Córdoba, por este producto, indispensable para la recuperación de una porción sustantiva de la construcción de la memoria histórica de los procesos políticos locales, y al mismo tiempo un libro que viene a probar que la cooperación interuniversitaria entre nuestras instituciones sólo puede generar contribuciones de calidad, para el aprovechamiento de las respectivas comunidades académicas, pero no solamente, sino también para el entorno social y cultural donde ellas se ubican y al que responsablemente deben atender.

Del libro de Cárcano, con ese título que lo ubica tan claramente en su tiempo (aunque no lo ancla en él), la tesis doctoral defendida en 1884, quisiera remarcar el cuidado de la presentación de esta edición. No solamente es un libro necesario para nuestra contemporaneidad, como acabo de decir, sino que también es un libro bello. Y un libro muy bien armado, pensado –desde la edición- en lectores plurales.

El ensayo introductorio de la profesora Marcela B. González, de unas cuarenta páginas, logra en su brevedad contextualizar pormenorizadamente la situación política y social en la que se dio la lectura y defensa de la tesis de Cárcano, cuya dimensión simbólica –por aquella perspectiva que mencionaba antes desde la cual se presentan los argumentos del contenido- fue determinante para comprender las fuerzas que pugnaban y que resistían el proceso de modernización de las instituciones y de las instancias decisorias de aquella Córdoba de fines del siglo XIX.

El ensayo de Marcela González logra mostrar cómo este documento académico vino a contribuir con la definición de la contienda ideológica que el liberalismo, comprometido en ese momento con el proceso de modernización del Estado y de la vida política, chocaba con un “catolicismo reticente a ese proceso, amparado en la línea política adoptada por las máximas autoridades de la iglesia” a través del magisterio papal.

Aquella vieja y tan tradicional incidencia del clero en la determinación de las líneas directrices de la política cordobesa, una rémora cuasi colonial, que de pronto vio en los postulados argumentativos del jurista Cárcano sobre el tratamiento y las taxonomías civiles a los hijos, el frente donde había que batallar para frenar esas tendencias modernizadoras y mantener, al mismo tiempo, una situación de control y de privilegios que se asumían como derechos adquiridos.

No hay que aguzar demasiado la imaginación para tender líneas comparativas con algunos procesos que nos toca vivir en nuestros días, como el relativamente reciente debate en torno a la aprobación del matrimonio igualitario en el Congreso de la Nación, y las cartas y comunicaciones giradas a parte de la grey católica por los más altos dignatarios de la iglesia; o también las posiciones que se tensan en estos momentos en relación a una normativa que atienda, en forma particular, a la identidad de género.

Ramón J. Cárcano era un hombre de ideas mesuradas y de una práctica religiosa habitual; pero también era consciente que el escrito que había elucubrado traería cola, lo admite en esta cita: “La cuestión académica se convierte en una lucha política y religiosa, intelectual y social, vigorosa y apasionada, que en el fondo encierra una renovación de ideas y valores personales.”

No se equivocaba. Los postulados de su tesis, este libro, motivó una furibunda pastoral del vicario, monseñor Jerónimo Emiliano Clara. Carta pastoral que, tanto por su tono como por la manifiesta intención de introducir una participación corporativa por fuera de los canales institucionales del funcionamiento político constitucional, terminó empujando un conflicto con el gobierno nacional, que se saldó con el retiro del representante apostólico, y que la representación de la iglesia católica quedara vacante por más de una década. Los pormenores de este contencioso están claramente presentados en la contextualización de Marcela González, que permiten adentrarse en el texto de Cárcano con una luz que ilumina mucho más allá del hecho histórico, y permite trazar –como acabo de decir- líneas comparativas de urgente actualidad con nuestros días.

De igual manera, las “Notas a la reedición de la tesis de Cárcano”, del profesor Juan Marco Vaggione, con que se cierra el volumen, permiten ponderar y visualizar más claramente estas continuidades con dinámicas sociopolíticas contemporáneas. Vaggione se interna, en su breve ensayo, en mostrar las maneras en que el texto de Cárcano puede ser reapropiado por debates actuales en torno a las formas de regular los vínculos afectivos y sexuales, y los pone en evidencia.

Así como González nos ayudaba en las páginas introductorias a entender el contexto histórico en que aparece el texto, Vaggione, al final del mismo nos propone su utilización para echar nuevas luces sobre nuestras actuales discusiones sobre las líneas que cruzan las necesidades y capacidades normativas, los nuevos modos de vivir la sexualidad, y sus relaciones con los imperativos éticos y morales que se deducen de la práctica y prescripción religiosa, concretamente del magisterio de la iglesia católica y de sus dignatarios.

Dice Vaggione que “la distinción entre lo religioso y lo secular, entre la Iglesia y el Estado, es parte del proyecto político de la tesis” de Cárcano, y que “el tema de la relación entre derecho y religión continúa siendo un eje problemático y paradójico en la Argentina contemporánea, desde la restauración democrática.” Coincidimos con él. Y por eso, y por las razone que esgrimía al comienzo, saludamos esta edición, e invitamos a su lectura.

Muchas gracias.

 

.

sígame en Twitter:   @nspecchia

.

 

Los palestinos llegan a la Asamblea General (16 09 11)

El pedido de reconocimiento del Estado Palestino llega a la ONU

Mayoritaria aceptación mundial. Estados Unidos adelantó que vetará la decisión

.

.

La dirigencia de la Autoridad Nacional Palestina (ANP) parece haber llegado a la conclusión de que las promesas de apoyo formuladas por el presidente estadounidense Barack Obama han sido postergadas en las listas de prioridades, y han decidido impulsar el reconocimiento de su Estado ante la Asamblea General de la Naciones Unidas.

En oportunidad de la última campaña electoral, el entonces candidato del Partido Demócrata aseguró que la paz en Medio Oriente se aseguraría permitiendo que el pueblo palestino estableciera su entidad soberana, en pie de igualdad con los países de la región, y que ese resultado sería consecuencia de las negociaciones de paz con Israel.

Luego, en los primeros tramos de su Administración, Barack Obama delineó los principales capítulos de su agenda exterior en el discurso en la Universidad Islámica de Al Azhar, el 4 de junio de 2009 en El Cairo. Allí remarcó que los Estados Unidos pretendían establecer un marco de cooperación con los países islámicos, donde se ubicó el apoyo a la soberanía de los palestinos, que se mantienen en un limbo jurídico desde la creación del Estado de Israel y la ocupación de su ejército de los territorios que las Naciones Unidas habían determinado para la comunidad árabe en las tierras entre el Mediterráneo y el río Jordán.

Pero, a pesar de estas posturas del jefe de la Casa Blanca, el fuerte lobby judío de Washington y la intransigencia del actual gobierno conservador israelí presidido por Benjamín Netanyahu fueron frustrando los sucesivos intentos de reanudación de las conversaciones entre ambas partes bajo el auspicio de los estadounidenses.

La coalición de partidos conservadores que ocupa el Poder Ejecutivo en Israel se permitió inclusive algún sonado desplante, como el de anunciar la construcción de nuevos asentamientos en los territorios ocupados el mismo día en que el vicepresidente norteamericano Joe Biden aterrizaba en Tel Aviv para respaldar el proceso de paz.

La compleja situación de la retirada de las guerras en Irak y en Afganistán también desplazó la cuestión palestina de la agenda del Departamento de Estado, y la “primavera árabe” iniciada en enero de este año en el Norte de África, junto a la participación de la OTAN en el derrocamiento del régimen libio de Muhammar el Khaddafi, terminaron dejando el contencioso fuera de trámite.

Ante este escenario, el jefe de la ANP, Mahmmoud Abbas, desde los cuarteles provisorios de Ramallah (la “Mukata”) lanzó una ofensiva diplomática, para presentar la solicitud directamente ante la Asamblea General del mayor organismo multilateral del mundo, que habilitará sus sesiones ordinarias la próxima semana.

La respuesta internacional al reclamo palestino encontró gran eco, y son muchos los países que comprometieron su voto positivo si la demanda de los árabes es presentada.

Esa reacción, a su vez, provocó la indignación del gobierno israelí, tanto en las declaraciones del primer ministro como del canciller Avigdor Lieberman. En un cambio de roles, Lieberman acusó a los palestinos de querer un Estado propio “limpio de judíos”, y advirtió sobre “consecuencias graves y difíciles” si los palestinos concretan su movimiento.

El importante lobby judío de Washington también reaccionó presionando a la Casa Blanca, y el presidente Obama declaró que la presentación ante la ONU, sin un acuerdo previo con el Estado de Israel, sería “extemporáneo”.

Estados Unidos no tiene capacidad para frenar una proposición de este tipo en el pleno de la Asamblea, pero Obama advirtió que, si llega a darse, Estados Unidos utilizará su poder de veto en el Consejo de Seguridad para frenar la aceptación del Estado Palestino como miembro pleno.

En todo caso, la diplomacia norteamericana estaba ayer realizando gestiones de última hora para intentar disuadir a los árabes: el emisario de Obama para Medio Oriente, David Hale, y el consejero especial del presidente, Dennis Ross, estaban en Ramallah para reunirse con Abbas.

Desde la Mukata, en todo caso, confirmaron que el pedido de membresía plena sigue adelante.

.

.

sígueme en Twitter:   @nspecchia

.

 

De los hijos adulterinos, incestuosos y sacrílegos, de Ramón J. Cárcano

La EDITORIAL de la UNC y la Editorial de la UCC invitan a la presentación del libro

De los hijos adulterinos, incestuosos y sacrílegos, de Ramón J. Cárcano

El próximo viernes 16 de septiembre de 2011 a las 18 horas, en la Sala de Conciertos Maestro Diehl  del Cabildo [Córdoba].
La presentación estará a cargo de Nelson Specchia, Alejandro Agüero y Eduardo Mattio; esta actividad se desarrolla en el marco de la Feria del Libro Córdoba 2011

Agradecemos la difusión de esta actividad.
Editorial de la UNC
editorial@editorial.unc.edu.ar  | info@editorial.unc.edu.ar
Pabellón Argentina. Haya de la Torre (s/n). Ciudad Universitaria
CP X5000GYA • Córdoba

————————————————————–

 

¿Son válidas las teorías conspirativas? (11 09 11)

Hoy firmé un pequeño recuadro de opinión en el diario HOY DÍA CÓRDOBA, que acompañaba la nota central sobre los actos por la conmemoración del 11-S en Nueva York (y en las más diversas capitales del mundo, desde el balcón papal de Roma hasta la propia Afganistán invadida como consecuencia de aquellos trágicos acontecimientos de hace una década). El recuadrito es este:

Tantos cabos sueltos

En la política norteamericana las hipótesis conspirativas son habituales: casi no hay evento importante que no genere una lectura alternativa, plagada de suspicacias. Pero nunca habían alcanzado la fuerza sostenida que tienen con los atentados del 11-S. Ni siquiera las sospechas sobre la CIA en el asesinato de Kennedy llegaron a tanto, (y eso que llegaron a mucho). Ya no son sólo reportajes o documentales; se va acumulando una biblioteca de testimonios, declaraciones e investigaciones científicas y técnicas que ponen en duda –o niegan rotundamente- el informe oficial sobre la autoría islamista. Hay evidencias –cada vez más cerca de convertirse en pruebas- de que las torres no podrían haberse caído sin explosiones internas en sus cimientos. Y que, con la excusa de los ataques, los EE.UU. hayan comenzado dos guerras y una nueva hegemonía mundial en base al predominio militar, ofrece la justificación más sólida a la sospecha del autoatentado. En mi opinión, la historia del 11-S está todavía lejos de cerrarse con el carpetazo de la versión oficial. 

N. G. S.

 

——————————————————-

Nunca me han simpatizado demasiado las teorías conspirativas, y no tengo la seguridad de que sean válidas para el análisis internacional serio. Sin embargo, por algunas lecturas que he estado haciendo en este último tiempo, no puedo evitar la sospecha de que el informe oficial sobre los atentados del 11-S conforma una gran laguna. Algunos medios de prensa que no suelen publicar investigaciones sin datos contrastados -como The New York Times o La Nación- parecen comenzar a tener sospechas similares. El informe oficial estadounidense es un relato donde los siguientes elementos -entre muchos otros que siguen apareciendo- no tienen posibilidad de insertarse:

– El ataque al Pentágono tiene que haber sido, necesariamente, realizado con un misil de precisión, no con un avión comercial: el avión, que venía a toda velocidad, se detuvo en seco, sin que sus alas golpearan la fachada. No se aprecia ningún rastro de impacto, salvo el de la nariz del avión. En realidad, deberían verse las alas y el fuselaje en el exterior, de hecho en el césped.

– En las fotos post impacto, no hay restos de un avión. Tampoco hay charcos de combustible, ni equipaje, ni cuerpos sin vida de los supuestos pasajeros del vuelo 77.

– Las autoridades declararon que el avión se desintegró con la explosión. Luego, dijeron haber reconocido a las víctimas por sus huellas dactilares y tomas de ADN. ¿Qué tipo de fuego deja intactos restos humanos y desintegra aluminio y acero templado?

– El artefacto atravesó varios anillos del Pentágono, abriendo un agujero cada vez más ancho en cada tabique que atravesó. El orificio final, con una forma perfectamente circular, medía aproximadamente 2,30 metros de diámetro.

– Todos los testimonios y observaciones remiten al disparo de un misil de última generación de tipo AGM, dotado de una carga vacía y punta de uranio empobrecido de tipo BLU, guiado por GPS.

– Sólo un misil del ejército de EE.UU. que emita un código amigo puede entrar en el espacio aéreo del Pentágono sin que se desencadene la descarga de contra misiles.

– Este atentado sólo puede haber sido cometido por militares norteamericanos contra otros militares norteamericanos. Fue un trabajo interno.

– En Nueva York, además, se constata que el ancho de las Torres Gemelas era de 63,70 metros. La envergadura de un Boeing 767 es de 47,60 metros. Un simple desplazamiento de 55,65 metros, y los aviones habrían fallado su blanco. A velocidad media (700 km/h), esta distancia se recorre en tres décimas de segundo.

– Pilotos profesionales confirmaron que, entre ellos, pocos son capaces de planear una operación así y para pilotos aficionados la excluyen formalmente.

– En cambio, existe un medio infalible para lograr ese objetivo: utilizar balizas. Una señal emitida desde el blanco atrae al avión, que es guiado automáticamente.

– La existencia de una baliza en el World Trade Center es atestiguada por radioaficionados que registraron su señal. Fue detectada porque interfería las emisiones de las antenas de televisión situadas en las torres.

– De ser esto cierto, no era necesario disponer de muchos secuestradores a bordo. Ni siquiera se necesitaba tener piratas embarcados, ya que no era necesario retener a rehenes: pirateando las computadoras de a bordo antes del despegue es posible tomar el control del aparato en vuelo gracias a la tecnología Global Hawk puesta a punto por el Departamento de Defensa. De esta manera, el Boeing se puede teleguiar como un autómata, un avión sin piloto.

– Tras el impacto, las Torres Gemelas se desmoronaron sobre sí mismas. Según el informe preliminar, la combustión del combustible de los aviones desprendió un formidable calor que habría fragilizado la estructura metálica central.

– Las asociaciones de bomberos de Nueva York rechazaron esta teoría y, con la ayuda de cálculos, aseguran que esas estructuras podían resistir mucho tiempo al fuego. Los bomberos afirman haber oído explosiones en la base de los edificios.

– Las torres se derrumbaron de una forma idéntica a las que suelen verse en demoliciones programadas y con explosivos.

– William Rodriguez, empleado del World Trade Center, y varias decenas de testigos más denunciaron haber escuchado explosiones subterráneas en la base de las Torres Gemelas, minutos antes de que el primer avión impactara.

–   Aún así, el choque de los aviones no permite explicar la caída de un tercer edificio (WTC 7), que no se inclinó, sino que se desmoronó sobre sí misma, sin que haya sufrido ningún impacto. La única posibilidad de ese derrumbe es la de explosivos en sus cimientos.

– Un documento exclusivo del New York Times publicado el 4 de noviembre de 2001 analiza: “El World Trade Center, que se creía era un blanco civil, escondía un blanco militar secreto. Quizá miles de personas murieron porque servían, sin saberlo, de escudos humanos. La Torre 7, aunque quizá también otros edificios y los sótanos, escondía una base de la CÍA. ”

– En un día normal, a la hora del primer choque, en las Torres Gemelas debía haber entre treinta y cuarenta mil personas trabajando.

– Según el balance oficial del 9 de febrero de 2002, los dos atentados de Nueva York habrían provocado un total de 2.843 muertes.

– Este balance es muy inferior a las estimaciones iniciales y deja pensar que, a pesar de las apariencias, los atentados no buscaban provocar masivas pérdidas humanas.

– El periódico israelita Ha’aretz reveló que Odigo, una empresa líder en materia de mensajería electrónica, recibió mensajes de alerta anónimos donde se informaba de los atentados de Nueva York dos horas antes de que ocurrieran. Los hechos fueron confirmados al periódico por Micha Macover, director de la empresa.

– Avisos de todo tipo habrían podido ser enviados a los ocupantes de la torre norte.

– El FBI afirmó haber descubierto el pasaporte intacto (!!!) de Mohammed Atta, el supuesto jefe del equipo de 19 secuestradores, entre las humeantes ruinas del World Trade Center.

– De haberse embarcado, los nombres de los secuestradores deberían figurar en alguna lista de pasajeros de cada uno de los vuelos secuestrados ese día. Pero no aparecen ni los 19 acusados, ni ningún otro nombre árabe.

– Al menos seis de los supuestos secuestradores están vivos.

– No hay evidencia que conecte a alguno de los supuestos secuestradores con Osama Bin Laden.

–   El 11 de septiembre, el presidente George W. Bush visitó una escuela primaria en la Florida.  “Estaba sentado fuera de la clase, esperando para entrar, y vi por televisión como un avión chocaba contra la torre. Como yo fui piloto, me dije, ‘Debe tratarse de un horrible accidente’ Estaba sentado en el aula y Andy Card, mi secretario general, entró y me dijo ‘Un segundo aparato se ha estrellado contra la torre, Norteamérica está siendo atacada'”. Estas son las declaraciones oficiales del ex presidente George W. Bush tras los atentados.

– O sea que, según sus propias declaraciones, el presidente de Estados Unidos vio imágenes del primer choque antes de que ocurriera el segundo. ¿Quién, cómo y por qué grabó estas imágenes? ¿Cómo es que nadie más las ha visto?

– Si fueron imágenes secretas transmitidas al presidente, y si los servicios de información pudieron filmar el primer atentado (o sea, si estaban informados o tenían conocimiento del primer avión), ¿por qué no hicieron nada para evacuar la segunda torre?

– Poco tiempo antes del 11 de septiembre, Bush había recortado el financiamiento del FBI en un 30 por ciento.

– El 6 de agosto de 2001, a Bush le entregaron un informe que decía que Osama Bin Laden estaba preparando un ataque en Estados Unidos, por medio del secuestro de aviones. Lo desestumó.

– En los días posteriores al 11 de septiembre, todos los vuelos comerciales y privados fueron cancelados, y todos los aeropuertos de Estados Unidos fueron cerrados.  Nadie pudo viajar en esos días, excepto los Bin Laden. La Casa Blanca aprobó vuelos para los Ben Laden y numerosos sauditas. Al menos 6 aviones privados y 2 docenas de aviones comerciales sacaron a los saudíes y a los Ben Laden de Estados Unidos, luego del 13 de septiembre. 142 sauditas, incluyendo a 24 miembros de la familia Bin Laden fueron autorizados a salir del país. Ninguna autoridad aeroportuaria impidió que salieran del país.

– Los Ben Laden tuvieron relaciones comerciales con la familia Bush. La familia Laden tenía inversiones en los fondos de defensa de los Estados Unidos. Cuanto más aumentaba sus gastos el país del norte en Defensa, más ganaban los Laden, a través del Carlyle Group, el onceavo mayor contrato de Defensa de los Estados Unidos.

– El Carlyle Group poseía “United Defense”. Creadores del vehículo de guerra blindado llamado “Bradley”, el 11 de septiembre garantizaba que la “United Defense” tendría un gran año. De hecho, en diciembre de 2001 ganó, en un solo día, 237 millones de dólares.

– En definitiva, el 11-S produjo dos reacciones de política interna estadounidense con impacto global: la represalia militar y una nueva concepción de la defensa nacional norteamericana. La primera llevó a las guerras de Irak y de Afganistán; la segunda a un refuerzo de fronteras y de objetivos estratégicos independientes del territorio (el “terrorismo internacional”). Ambas, además, potenciaron hasta límites cercanos al absurdo las agencias de inteligencia y las actividades -ya sin consideraciones de forma respecto de la legalidad internacional- para obtener datos y para encarcelar, trasladar y eliminar supuestos terroristas.

– Esos dos puntos estratégicos de la nueva cosmovisión global norteamericana provocaron una reacción en todo el mundo árabe, que impactó negativamente en los niveles de coexistencia pacífica internacional (atentados de Londres y Madrid, por ejemplo). Internamente, ha llevado a un creciente protagonismo del Tea Party, un grupo minoritario y extremista, que persigue una filosofía premoderna y oscurantista, que de conseguir el poder presidencial no sólo desestabilizaría el rol de la potencia hegemónica en un mundo multipolar, sino el propio orden internacional.

 

 

 

.

sígueme en Twitter:   @nspecchia

.

 

Once de Septiembre

 

 

Once de Septiembre

    

Oscura lluvia, vendaval de luna.
Rostro furioso, en eterna querella
al santoral estático de la tierra.
Ministro fuerte en tierra fuerte,
mente ágil y pulso lúcido
en el comando de la campiña
y en La Moneda de la resistencia.
Hombre adusto de una América viva,
de una sangre urgente de justicia,
de vientres ansiosos de pan y leche
menguados ahora en cobre y en sal.
Testarerro de la libertad
aposentada en paz húmeda
que las brisas del mar grande empañan.

 

Tierra de trigo y trigo de pueblo:
emblema de sueños contados
por mil cien bocas famélicas
y por mil hijos de mil cien bocas;
bandera recta que la Unidad Popular
y tú, su abanderado, logró levantar.
Quién recibe un nombre
recibe también un destino,
pensaron los hombres
y las mujeres de Chile.
Salvador, qué humildad en galas
tu rostro cansino muestra.
Salvador: ni metal para la Minning
ni carne para las salas.
Salvador: el pez, para quien lo pesque;
el río, para el que lo navegue.
Salvador: que se parta el látigo
que hostiga al salitrero.
Salvador: que se rompa el grillete
que encadena a la madera.

 

Quién recibe un nombre
recibe también un destino,
decidieron los hombres
y las mujeres de Chile.
Salvador: ni tierras de nadie
ni nadie sin tierras.
Salvador: que la idea sea un albatros,
que la palabra sea gaviota.
Salvador: Chile para Chile,
Chile para los chilenos.
Salvador: mar con sol y combate,
cielo y arena de mudanza.
Salvador: La Moneda sin smoking
y Santiago sin galera.
Fuerza, camarada, le dijo Pablo el poeta.
Fuerza, compañero, se murmuraba
a voces en las poblaciones.
Fuerza, presidente, el murmullo
recorría del Estrecho hasta Atacama.

 

Que el nombre y el destino se quiebren,
fue la orden dada en un norte lejano,
que afloró en el sur como el ultraje de la infamia.
Merino, Mendoza Durán,
Ruíz Danyau, Leigh Guzmán,
Bonilla, Pinochet Ugarte,
Gallegos Alonso, Araya Ugalde,
y cien sables de cotillón más
que confundieron sus estrellas
y la grande, por las que flotan
en el paño de otra patria.

 

Te veo como un titán
suave de lentes gruesos,
te veo doliendo dieciocho
gritos sordos
en las rocas de fuego y de muerte
que los hawker hunter están dejando caer.
Te veo sintiendo las llamas en Los Cerrillos,
el repique letal en la Universidad.
Te veo presintiendo la tragedia del Estadio,
los cañones frente a la Casa,
la desigual lucha en la ciudad.
Te veo llorando en el sillón
donde tu pueblo te mandó sentar.
Te veo respondiendo a los sherman
con la pistola del Fidel.
Te estoy viendo, por fin, en la firme despedida:
Y tienen la fuerza, podrán avasallar,
pero no se detienen los procesos sociales
ni con el crimen ni con la fuerza.
Más temprano que tarde
se abrirán, de nuevo,
las grandes
Alamedas.

 

Y se avasalló.
Y el crimen fue genocidio.
Ahogaron en tu sangre la revolución,
pero el pueblo, Salvador,
no abandona tu nombre
ni su destino.
 
 

  

(11 – 09 – 1984)
 
 
 
 
.
.
 

¿Usaría Khaddafi armas químicas contra los rebeldes? (09 09 11)

Temor por las reservas de armas químicas de Khaddafi

.

.

Después de las especulaciones sobre la huida de Muhammar el Khaddafi en el convoy militar que escapó hacia Níger, el autócrata difundió un mensaje a través del canal sirio Al Rai.

En la grabación, Khaddafi sostiene que no ha abandonado “el territorio de sus ancestros”, y convoca a la resistencia contra los insurgentes, a quienes no ahorra calificativos: “un puñado de mercenarios, matones y traidores”, además de “gérmenes, ratas y cerdos”. A pesar del tono combativo, no pudo establecerse que el mensaje provenga de dentro o fuera del territorio libio, por lo que el paradero del desplazado mandatario sigue siendo una incógnita.

Aunque según Khaddafi las noticias que afirman que los rebeldes controlan la situación sólo forma parte de una “guerra psicológica”, los reductos que siguen siendo leales al coronel se encuentran cada vez más cercados por las tropas irregulares que responden al gobierno provisorio del Consejo Nacional de Transición (CNT), en los alrededores de Sirte, en la costa mediterránea, y en el oasis sureño de Ben Wali.

Las negociaciones con los líderes tribales no parecen estar progresando, y los rebeldes se aprestan a atacar el próximo fin de semana, cuando venza el ultimatum para entregar ambas ciudades en forma incruenta.

En la víspera se conoció que el dictador envió, el pasado mes de julio, máscaras y trajes de protección contra agresiones químicas a miembros de su tribu, los khaddafa, en Sirte.

Aunque el gas mostaza está prohibido por las convenciones internacionales, Khaddafi ordenó en su momento la producción a gran escala de este arma química, y se calcula que hay acumulados más de diez toneladas de gas mostaza y gas sarín en reductos secretos.

La posibilidad de que los leales a Khaddafi puedan hacer uso de este armamento contra las tropas insurgentes ha aumentado la preocupación mundial.

Luis Moreno Ocampo, fiscal de. Tribunal Penal Internacional (TPI), solicitó a Interpol que lance una “circular roja” para detener al ex dictador por delitos contra la humanidad.

.

sígueme en Twitter:  @nspecchia

.