Archivo de la etiqueta: Berlusconi

¡Addio, pagliaccio! (15 11 11)

¡Addio, pagliaccio!

.

.

.

por Pedro I. de Quesada

.

.

.

.

.

Silvio Berlusconi, finalmente, ha caído. Después de haber marcado el inicio del siglo XXI para la península italiana con un estilo pomposo, corrupto y de falso Duce de opereta, el primer ministro se quedó sin más ases en la manga.

Sortear adversidades se había convertido en él, en algo parecido a un arte de la impostura, con el cual consiguió mantenerse a flote por diecisiete años. Y de todo el arsenal de medidas, leyes ad hoc, intercambio de prebendas, artilugios legislativos, concesiones a los grupos xenófobos y puestas en escena de estas casi dos décadas en que retuvo los resortes del poder, la deuda más profunda que deja el berlusconismo es la degradación de la política.

El mismo Berlusconi, a quién tanto le gusta ese apodo –también operístico- de “Il Cavaliere”-, instaló la idea, sin ningún disimulo y con todas las letras, de que la política era “poca cosa”, era “salir al campo”; lo real eran los negocios, y la primera magistratura sólo era un instrumento para que esos negocios salgan bien, buenos y veloces.

Coincido con el semiólogo Umberto Eco: Italia tardará largos años en sacudirse del todo las rémoras del berlusconismo, fuertemente instaladas en el trapicheo de cargos por votos, de subsidios por apoyos, de prebendas por silencios o por fallos judiciales favorables.

Y estoy convencido de que esa limpieza pasa precisamente por la recuperación de lo que Berlusconi fue dejando despreciativamente en los márgenes del poder: pasa por la recuperación de la política, como construcción común del bienestar ciudadano. Algo de lo que Italia y el pueblo italiano no solamente tienen experiencia, sino que, además, durante períodos enteros sentaron escuela.

Y frente a esa certeza, la de la necesaria recuperación de la política tras el vacío berlusconiano, se bifurcan dos senderos: Que el presidente Giorgio Napolitano haya saltado a la palestra y se haya hecho cargo de defender la integridad de las instituciones, frente al postrimer intento de Berlusconi de postergar su renuncia hasta febrero o más allá, es una buena señal. Parece poner en evidencia que el vendaval de superficialidad de todos estos años no ha carcomido el fondo de seguridades y garantías del sistema republicano.

Pero el otro sendero es menos halagüeño: Atención, no fueron los excesos los que tiraron a Berlusconi, ni esconderse en la inmunidad parlamentaria para evitar juicios, ni sus orgías sexuales con menores, ni sus abusos de autoridad para beneficiar a prostitutas, ni nada en la larga y vergonzante lista de corruptelas. No, lo que tumbó al más grande de los Pagliacci de Leoncavallo fue su incapacidad para garantizar al neoliberalismo de Europa el ajuste que exige de la tercera economía continental, para seguir profundizando el salvataje del euro por la vía de las restricciones del gasto público.

No deja de alegrarme, claro. Pero, digo, no hay que perder de vista el fondo del asunto, bastante menos alegre.

.

.

[ HOY DIA, pág. 2, martes 15 de noviembre de 2011 ]

.

.

Twitter:  @nspecchia

.

.

Anuncios

“Indignados” y globalizados (17 10 11)

El movimiento de “indignados” alcanza una escala mundial

En 82 países hubo marchas exigiendo cambios estructurales en la política

.

.

MADRID.- Nuevamente fue la plaza de la Puerta del Sol, en la capital española, el epicentro del conjunto de movilizaciones que han recibido la poco precisa designación de “indignados”, en un nuevo aniversario del 15 de mayo, cuando por primera vez surgió esta espontánea manifestación de repudio a la manera en que los gobiernos –principalmente los europeos- estaban enfrentando la crisis.

La diferencia más notoria, además del aumento de caudal de gente que marchó hacia el centro de Madrid, fue la réplica de la marcha en diferentes conglomerados urbanos, desde las magalópolis japonesas y norteamericanas, hasta las ciudades medianas de Australia y Nueva Zelandia, cruzando por las principales capitales latinoamericanas y, por cierto, por prácticamente todas las grandes ciudades europeas, con el liderazgo de Madrid y Barcelona.

Con algunas concentraciones que rondaron el medio millón de personas, en 951 ciudades de 82 países el movimiento de protesta que reúne a diferentes colectivos sociales detrás de una búsqueda de espacios políticos más amplios y transparentes, ratificó este fin de semana que no quedará limitado a un fenómeno puntual de la juventud española, sino que hay un sentimiento generalizado de que el rumbo y la estrategia diseñada por la élite dirigente para afrontar la profunda crisis económica que golpea al sistema capitalista, está siendo cuestionado desde las bases en diferentes latitudes.

En la Puerta del Sol, y como en las dos concentraciones masivas anteriores, el centro de las críticas fue la clase política –sin distinciones de ideologías y partidos- y la gran banca concentrada, que ha logrado evitar los golpes más fuertes de la crisis merced a los salvatajes ordenados por los gobiernos y financiados con dinero público.

Las consignas coreadas por la multitud se mostraron durante esta tercera concentración muy enfocadas en un cambio de sistema; pero, a pesar de remarcar el hecho de que la democracia necesita de una imperiosa revisión, sigue sin haber en el planteo de los “indignados” propuestas alternativas de fondo.

Esta carencia ha llevado a algunos políticos a considerar despreciativamente al movimiento, como el ex presidente del gobierno español, José María Aznar. Aznar, del derechista Partido Popular, declaró ayer que los “indignados” sólo son una expresión de la “extrema izquierda marginal anti sistema”, sin mayores repercusiones, ya que “su representatividad no es importante en la vida española”.

Roma violenta

La capital italiana mostró una faz distinta del globalizado movimiento de los “indignados”, cuyas marchas multitudinarias transitaron en general de manera pacífica en casi todo el mundo.

En Italia, en cambio, la jornada de protesta convirtió a Roma en escenario de una batalla campal, causando uno de los peores disturbios de los últimos años.

Mientras el premier Silvio Berlusconi se enfrentaba a un nuevo voto de censura en el Parlamento –que nuevamente logró sortear- el descontento social llevó a un sector a enfrentarse a la policía y a establecer barricadas, incendiando contenedores de basura y automóviles.

Con daños estimados en más de un millón de euros, el estallido de violencia fue contestado con represión, y Berlusconi sostuvo que los responsables “deben ser identificados y castigados”, sin hacer ni una sola referencia a los altos índices de desocupación, parálisis política y al severo plan de austeridad que genera cada día mayor controversia en el país.

América latina se suma

Después del revuelo mundial provocado por el movimiento Occupy Wall Street, en el corazón financiero norteamericano, la jornada del sábado también sumó a la protesta mundial de los “indignados” las marchas en diferentes ciudades latinoamericanas.

Además del discurso global de protesta contra la falta de calidad democrática y el desbalance en las maneras de enfrentar la crisis, en América del Sur las movilizaciones fueron aprovechadas para apuntar a reclamos locales.

Entre las que lograron mayor convocatoria estuvieron las mexicanas. México vivió marchas en 15 estados, además de una multitudinaria en la capital.

En Brasil, la mayor concentración se desarrolló en San Pablo, un distrito donde la oposición al gobierno federal es fuerte, pero también en Rio de Janeiro y Brasilia.

Otras marchas se agruparon en situaciones tan disímiles como República Dominicana, Puerto Rico, Guatemala, Honduras, Panamá, Santiago de Chile y Asunción del Paraguay.

En Argentina un festival

Aunque no alcanzó la dimensión de otras concentraciones en América latina, en la capital argentina también se replicaron las marchas de descontento anti sistema, con una agenda local marcada por un clima festivo y artístico.

Varios centenares de personas se concentraron frente al Congreso Nacional, con banderas de diferentes nacionalidades, a los que se agregó una bicicletada familiar y diferentes actividades artísticas, en una jornada que más que un reclamo duro de protesta tuvo un ambiente de festival.

Contribuyó a ese clima el que la movilización coincidiera con la concentración de la comunidad boliviana en Buenos Aires, que celebraba por las mismas calles la fiesta de la virgen de Copacabana, patrona del país vecino.

A menor escala, se convocaron marchas en La Plata, Rosario, Mar del Plata, Mendoza y Tucumán. La ciudad de Córdoba aportó también su propia columna.

.

.

en Twitter:   @nspecchia

.

 

 

 

Ajustaremos sus cinturones, R.S.V.P. (17 08 11)

Sarkozy y Merkel exigen un ajuste común a toda Europa

Las principales economías de la Zona Euro plantean enfrentar la crisis con recortes generales  

.

.

La canciller alemana, Ángela Merkel, llegó a París para mantener una minicumbre con el presidente Francés, Nicolás Sarkozy, y armar una estrategia común para hacer frente a la crisis que azota a Europa.

Luego del salvateje in extremis para evitar la quiebra técnica de Grecia, mediante giros del Fondo Monetario Internacional (FMI) y del Banco Central Europeo (BCE), en los últimos días la institución crediticia continental dirigida por el economista francés Jean-Claude Trichet, ha tenido que auxiliar de emergencia a España y a Italia.

El BCE destinó la semana pasada un total de 22.000 millones de euros para salvar a ambas economías del acoso de los mercados, cuya presión sobre los bonos de las deudas externas soberanas estaba empujando la cotización bajo mínimos.

La suma girada a Roma y a Madrid supera inclusive el monto destinado a los bonos griegos en la primera semana de rescate, y aun así no ha logrado sacar a los títulos públicos de ambos de la zona de riesgo.

Ante este panorama, y a pesar de que tanto el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, como el presidente del gobierno español José Luís Rodríguez Zapatero han anunciado nuevas medidas internas para controlar las cuentas públicas y reducir las partidas destinadas al gasto social, Merkel y Sarkozy reclamaron ayer en París una coordinación continental para implementar los ajustes desde las instancias ejecutivas de la Unión Europea (UE).

La idea de un “gobierno económico” de la UE es una antigua iniciativa, que se viene discutiendo en el ámbito de las cumbres y del Consejo Europeo en forma reiterada, aunque la propuesta original apuntaba a una coordinación financiera que, junto a la aplicación de la moneda común, promoviera el crecimiento y el desarrollo de la complementación económica europea.

Ahora, los líderes conservadores de Alemania y Francia vuelven a traer la idea de un “gobierno económico”, pero para que supervise la aplicación estricta de los achiques al gasto público y la implementación de medidas de ajuste estructural a nivel continental.

Merkel inclusive llevó a París la moción de que los 17 países europeos que comparten la moneda (la Eurozona) modifiquen sus constituciones nacionales antes del verano (boreal) de 2012, para incluir en las cartas magnas un límite al déficit público y al gasto del gobierno, para conjurar posibles situaciones futuras como la experimentada en Grecia.

En el país heleno, la anterior administración de derecha falseó las cuentas oficiales y declaró un déficit cuatro veces inferior al que realmente soportaba, y que ha llevado a Grecia a la peor situación económica desde la posguerra.

Merkel y Sarkozy proponen que este nuevo “gobierno económico” esté integrado por los jefes de Estado de la Eurozona, con un presidente fijo y renovable cada dos años; e inclusive ya han pensado en el candidato al cargo: Herman von Rompuy, el democristiano belga.

Estancamiento europeo

Las cifras de la agencia estadística euroepa, Eurostat, confirman los peores presagios sobre la estrategia elegida por los líderes conservadores para enfrentar la crisis: Alemania y Francia se han estancado.

Los porcentajes de crecimiento trimestral en ambos países son nulos: la economía francesa está técnicamente estancada (cero por ciento de crecimiento), mientras la Alemana apenas crece un simbólico 0,1 por ciento. En total, la Eurozona registra un escueto 0,2 por ciento entre abril y junio.

Tomando la perspectiva ampliada, la agencia Eurostat afirma que en tasa internual, el Producto Bruto Interno (PBI) de la Eurozona cae desde el ya debil 2,5 por ciento registrado en el primer trimestre del año, a un raquítico 1,7 en el segundo.

En las reuniones ampliadas del Grupo de los 20 (G-20), los países menos desarrollados –con especial protagonismo de Argentina y Brasil- intentaron convencer a los europeos que la salida de la crisis pasaba por aplicar políticas de aumento del gasto, no de mayores restricciones.

Sin embargo los países centrales optaron por el ajuste, y los resultados están a la vista. Un “gobierno económico” europeo, además, profundizaría este camino.

 

.

.

sígueme en Twitter:  @nspecchia

.

 

 

 

Londres en huelga (01 07 11)

Multitudinaria huelga contra el ajuste económico en Inglaterra

Los trabajadores ingleses se suman a la protesta griega, y vienen los italianos        

.

.

LONDRES.- Desde los días de Margaret Thatcher, cuando la líder conservadora cerró las minas de carbón, Londres no vivía una protesta como la de ayer, que ocupó la City financiera, Whitehall –donde se ubican los ministerios- y la zona de la residencia del primer ministro, Downing Street.

Las columnas apoyaban la huelga general contra la reforma jubilatoria del premier David Cameron.

Los principales sindicatos de empleados públicos, y los gremios de maestros y profesores, estuvieron a la cabeza de la convocatoria, y lograron reunir a más de 700.000 personas. Las concentraciones en la capital fueron multitudinarias, pero también se replicaron en las principales ciudades del interior, como Cardiff y Liverpool. En Escocia el índice de acatamiento fue levemente menor.

La huelga intenta poner palos en la rueda del temerario plan de recortes al gasto público diseñado por el gobierno, donde uno de los principales capítulos apunta a las jubilaciones y los seguros de retiro. Cameron planea elevar la edad jubilatoria, y recalcular las asignaciones, que implicará mayores aportes y que los futuros jubilados cobrarán montos menores, a valores constantes, que la actual clase pasiva.

El premier conservador, que ya ha tenido que dar marcha atrás en otros planes liberalizantes que traía en cartera, como la reforma educativa y la del sistema judicial, declaró ayer que las negociaciones para adecuar las jubilaciones a las nuevas condiciones que impone la crisis económica no están cerradas, y que existe margen de maniobra; por lo que juzgó “precipitada” la medida de fuerza gremial.

Sin embargo, a renglón seguido sostuvo también, como lo vienen haciendo los dirigentes de los distintos países europeos, que “no hay alternativas” a un ajuste del gasto público, y que “el sistema de pensiones está en peligro de quebrar”.

Por su parte, el premier italiano Silvio Berlusconi intenta aprobar por decreto un ajuste de 47 millones de euros en el presupuesto, supuestamente para blindar a la península de un probable contagio de la crisis que vive Grecia.

Los líderes sindicales ya anticiparon su oposición al proyecto del mandatario, con lo cual las huelgas volverán a la ribera sur del Mediterráneo.

 

.

nelson.specchia@gmail.com

.

 

Berlusconi ahogado por una catarata de votos (13 06 11)

 Catarata de votos en contra

Contundente victoria de la oposición en el plebiscito italiano. Silvio Berlusconi admitió la derrota en la consulta nuclear aún antes de que cerrara la jornada electoral. El castigo de las urnas se suma a la debacle en las municipales, y anuncia un fin de ciclo de la derecha en el gobierno.     

.

.

ROMA.- El primer ministro conservador italiano, Silvio Berlusconi, maniobró ante la justicia para tratar de impedir, hasta último momento, la celebración de la consulta plebiscitaria convocada por el partido opositor de Italia de los Valores, porque intuía que los resultados implicarían un nuevo voto de censura contra su Administración, que transita por una crisis en varios frentes.

Sin embargo, ni siquiera los analistas políticos cercanos al izquierdista Partido Democrático habían previsto una contundencia como la que teminaron registrando los resultados de la consulta, desarrollada en la península durante el domingo y lunes pasados, y por los italianos en el extranjero por vía postal la semana anterior.

El plebiscito planteó cuatro preguntas a la ciudadanía, acerca de la políca nuclear, la privatización de recursos hídricos, y la posibilidad extraordinaria de inmunidad penal para el presidente de Consejo de Ministros.

El padrón de votantes se integraba por más de 47 millones de italianos, y para que su resultado sea vinculante y obligue a la anulación de las leyes ya aprobadas por el Parlamento, requería un porcentaje de la mitad de ese padrón, más un voto. Por ello las asociaciones de ecologistas y ambientalistas, muy comprometidas con la cuestión nuclear, movilizaron porciones del electorado tradicionalmente reacias a asistir a las mesas de votación, y las dos jornadas plebiscitarias terminaron registrando un record de asistentes, un 57 por ciento, un número de votantes que no se alcanzaba desde 1995 y que, por cierto, supera el quorum requerido de la mitad de las listas de empadronados.

Y más del 95 por ciento de los electores se manifestaron a favor de derogar las cuatro leyes sobre las que versaba el plebiscito.

Después de su fracaso en el intento de frenar la consulta en los tribunales, el primer ministro intentó quitarle protagonismo; anunció que él no iría a votar, y lo mismo hizo su principal aliado, Umberto Bossi, líder de la secesionista Liga Norte padana. La presión de ambos dirigentes influyó en los sectores de derecha, pero el tema nuclear, uno de los puntos centrales del plebiscito, se ha mostrado como transversal a las posiciones ideológicas.

Italia ya rechazó, en un referéndum similar a este, la instalación de centrales atómicas en 1987, tras el accidente de la central ucraniana de Chernobil; pero a principios de este año Berlusconi volvió a poner el tema en agenda, y anunció que su gobierno impulsaría la energía nuclear.

Con el desastre japonés de Fukushima, dañada por el tsunami de marzo pasado, el gobierno emitió un decreto suspendiendo el programa de reinstalación de centrales atómicas por dos años, pero no logró detener la masiva participación popular en la consulta finalizada ayer.

A media tarde, antes aún de que cerraran los colegios electorales, Berlusconi –que estaba acompañado por el premier israelí, Benjamín Netanyahu, de visita en Italia- admitió que el resultado seguramente sería adverso, y sostuvo que la voluntad ciudadana “no puede ser ignorada”, en lo que fue considerado como un adelanto de la decisión de abandonar el plan nuclear italiano.

El contexto europeo, además, acompaña esta decisión popular. Italia es el único país grande de Europa que no dispone de usinas atómicas, y Alemania, que posee 17 reactores, anunció la semana pasada que los apagará todos en forma definitiva antes de 2022.

Un paso hacia la normalidad

Más allá de las lecturas optimistas realizadas por la izquierda italiana al calor de los resultados del plebiscito, la contundencia de los resultados parecen mostrar el hastío de los italianos por un tiempo político que, a pesar de su larga extensión de más de una década, siempre se ha presentado como excepcional.

Las leyes sancionadas “a medida” del premier, los escándalos sexuales, los juicios por abuso de autoridad, el tráfico descarado de influencias, las posturas antieuropeas respecto del Espacio Schengen, el trato a las minorías –como los gitanos y los inmigrantes norafricanos-, las relaciones con la mafia de la basura en Nápoles, el maltrato misógino y sexista a las mujeres, y la corruptela generalizada en los negocios con el gobierno, han terminado por hartar a una ciudadanía ávida de mayores grados de normalidad institucional.

Eso explicaría una inédita participación del 55,8 por ciento, y la abrumadora mayoría de más del 95 por ciento de votos por el “sí”, que se convirtieron en un enorme “no” a la persona y al partido de Silvio Berlusconi.

.

nelson.specchia@gmail.com

.

 

 

Berlusconi a plebiscito: Golpe a golpe (10 06 11)

Italia acude a limitar al gobierno por vía plebiscitaria

Consulta vinculante sobre los temas más críticos para Silvio Berlusconi

.

 

.

Durante el domingo y el lunes próximos la ciudadanía italiana, tanto en la península como en el extranjero, está convocada a un plebiscito, alentado por la oposición y resistido por el gobierno conservador del primer ministro Silvio Berlusconi.

El Ejecutivo de Berlusconi intentó hasta último momento detener la consulta popular sobre temas críticos de su Administración, pero ayer el Tribunal Supremo, máxima instancia jurisdiccional italiana, dio vía libre a la celebración de la consulta, al rechazar la moción presentada por el gobierno.

Las cuatro preguntas que serán sometidas al juicio ciudadano, si obtienen al menos el 50 por ciento del total del padrón, obligarán a anular leyes aprobadas por el Parlamento, y que tienen incidencia en la política nuclear italiana; la privatización de la gestión de los acueductos y de los recursos hídricos; y la denominada ley de “legítimo impedimento”, una de las normas diseñadas “a medida” para Berlusconi, que permite al presidente del Consejo de Ministros invocar tareas de gobierno para no asistir a los procesos penales que lo involucren.

El plebiscito fue impulsado por la oposición de izquierda del partido Italia de los Valores, al que se sumaron los ecologistas y ambientalistas. Así, el plebiscito que intentaba capitalizar la debacle electoral de la derecha en las recientes elecciones municipales de Milán y otras ciudades, ha terminado convirtiéndose en el más fuerte cuestionamiento a la política nuclear de la Administración Berlusconi.

Italia es uno de los pocos países grandes de Europa sin una estrategia nuclear, y el premier conservador se propuso iniciar la construcción de centrales atómicas para la producción de energía.

Después del desastre de la central de Fukushima, afectada por el tsunami de marzo pasado, el gobierno de Roma suspendió el plan nuclear durante un tiempo.

Pero el plebiscito del domingo y lunes intentará frenar la ley por completo, apenas una semana después que la Canciller Ángela Merkel anunciara que Alemania apagará definitivamente sus centrales nucleares antes de 2022.

Golpe a golpe

Berlusconi pasa un complicado momento, tras la contundente derrota en las elecciones municipales, y las críticas tras la debacle electoral de su principal aliado, la Liga Norte, de Umberto Bossi.

Ahora, además, la oposición del Partido Democrático, la gran vencedora en esos comicios, ha encontrado la oportunidad que le brinda la consulta plebiscitaria para dar un nuevo golpe a la alicaída popularidad del premier, rodeado también de escándalos y con cuatro juicios abiertos en contra.

Berlusconi intentó frenar la iniciativa en los tribunales, pero fracasó, y el tema nuclear es un gran motivador, por lo que se espera una concurrencia masiva a las urnas.

Italia ya rechazó por plebiscito la instalación de centrales atómicas tras el accidente de Chernobil, en 1986, y es muy probable que ese resultado se repita ahora. Para que el resultado sea vinculante se necesita al menos la mitad del padrón, unos 25 millones de votos.

.

nelson.specchia@gmail.com

.

 

 

 

Silvio a los tribunales (01 06 11)

Se reanuda el juicio contra Berlusconi por abuso de poder

La corte de Milán reabre las sesiones y complica aún más la gobernabilidad  

.

.

ROMA.- Apenas unas horas después de recibir el fuerte impacto de la derrota de su partido, el Pueblo de la Libertad (PdL), en Milán, Silvio Berlusconi ha visto ayer cómo se reanudaba el juicio que se le sigue por incitar a una menor a la prostitución.

El primer ministro conservador sigue sosteniendo que la judicatura italiana “lo persigue”, e inclusive intentó llevar la argumentación a un plano internacional, cuando en la reciente cumbre del G-8, en Francia, apeló al presidente estadounidense, Barack Obama, para que lo asista frente al “intento de instalar una dictadura” por parte de “jueces marxistas”.

Más allá del tono operístico elegido por el premier para intentar sortear las citaciones judiciales (además del “Caso Ruby” por incitación a la prostitución de menores, tiene abiertas otras cuatro causas, y un reciente proceso por violación de la ley electoral al utilizar los medios de comunicación para hacer campaña proselitista en Milán) los plazos se cumplen y debe hacer frente a los fiscales.

Sus abogados intentan dilatar al máximo los procedimientos, y ayer solicitaron que el juicio por el “Caso Ruby” pase de la justicia penal a un cuerpo parlamentario especial. Ya en sus inicios, Berlusconi había admitido con sorna que se dedicaba a la política “porque no quería terminar en la cárcel”, y ha utilizado durante la última década las mayorías que la derecha instaló en el Parlamento para impulsar leyes especiales que lo exculparan de responsabilidades penales.

Sus abogados alegan ahora que el primer ministro creía que Karima el Mahroug, de origen marroquí -conocida como “Ruby Robacorazones”- era realmente la sobrina del presidente egipcio Hosni Mubarak, y que por ese motivo intercedió para sacarla de la cárcel. No se trataría de un abuso de autoridad en sus funciones, y por ello no debería ser juzgado por una corte del fuero penal sino por sus pares diputados, es el alegato de Niccolo Ghedini, su abogado defensor.

Las cuatro fiscales del tribunal de Milán que sustancia la causa, por el contrario, sostienen que se trató de un abuso de poder para beneficiar a la adolescente, a la que pagaba para obtener sexo; como además la adolescente marroquí era menor de edad en ese momento, lo acusan de incitación a la prostitución de menores.

La reanudación del juicio, tras una postergación por varias dilaciones procesales durante dos meses, encuentra al primer ministro en un momento complicado a nivel de gobernabilidad del Estado y de alianzas políticas.

La debacle electoral en Milán, junto al hecho de que la izquierda lograra retener la alcaldía de Nápoles, y ganara las municipales de enclaves importantes como Trieste, Bolonia, Turín y Cagliari, le dejan a Berlusconi muy poco espacio de maniobra para gestionar el gobierno central.

Además, su principal aliado en la coalición, el partido filofascista de Umberto Bossi, la Liga Norte, ya ha dado señales de estar dispuesto a romper el pacto con el PdL, ante la evidencia de que los escándalos y los juicios del premier han terminado por debilitar a toda la derecha.

.

en Twitter:   @nspecchia

.

Berlusconi, como Mussolini, derrotado en Milán (31 05 11)

Crack de Berlusconi: una humillante derrota en Milán

La derecha pierde su feudo del Norte y otras ciudades. Riesgo de continuidad del gobierno central     

.

.

ROMA.- Silvio Berlusconi, que ha logrado mantenerse en el centro del poder italiano durante una década, ha sufrido ayer una humillante derrota en su principal feudo político, Milán, y en otras ciudades, que ponen en cuestión la continuidad de la alianza conservadora que preside en el gobierno central.

En Milán, centro económico de la península y ciudad natal del premier, la alcaldesa, un referente del Pueblo de la Libertad, el partido de Berlusconi que ha gobernado la ciudad los últimos 18 años, perdió en la segunda vuelta de ayer frente al candidato de la izquierda, Giuliano Pisapia, por más de diez puntos.

La derrota electoral en las municipales, además, manifiesta tendencias generales, ya que el mandatario, que atraviesa un delicado momento personal con cuatro juicios abiertos, había planteado estas elecciones como un plebiscito a su persona, involucrándose a fondo en la campaña electoral, y pidiendo a sus seguidores concurrir en masa a las urnas para conseguir con una victoria rotunda un poco de oxígeno para su gobierno.

El primer ministro tuvo una alta exposición mediática: en un día llegó a aparecer casi simultáneamente en todos los programas de las radios y canales de TV estatales, y pronosticó que si ganaba la izquierda Milán se convertiría en una “ciudad islámica” y en “una villa gitana”.

En ese contexto, los márgenes de diferencia porcentual con que se ha castigado a la derecha, abren un horizonte inestable para la continuidad de “Il Cavaliere” al frente del Ejecutivo. Además de quitarle el poco márgen de maniobra que disponía, la derrota en Milán también puede agravar las tensiones que ya comenzaron a manifestarse con su principal aliado, la Liga Norte, comandada por el dirigente xenófobo Umberto Bossi. Los separatistas padanos evalúan que su alianza con Berlusconi, de 74 años y acusado de abuso de poder y rodeado de escándalos sexuales, en estos momentos constituye un lastre del que mejor valdría desprenderse.

La posibilidad de una derrota de la derecha en su principal feudo apareció ya con la primera vuelta, hace quince días, donde la izquierda ganó Turín y Bolonia por mayoría, y se confirmó en el ballotage de ayer: en Milán Pisapia obtuvo el 55,10 por ciento, contra el 44,89 de la acual alcaldesa Moratti.

Además, en Trieste, otro tradicional reducto de votantes de derecha, el oficialismo perdió por más de 12 puntos (42,49 contra 57,51 por ciento); y en Cagliari –Cerdeña- la distancia fue de casi 20 puntos (40,71 contra 59,28 por ciento). La izquierda, por su parte, volvió a ratificar su mayoría en Nápoles, donde Luigi De Magistris aplastó al oficialista Gianni Lettieri por 65,2 frente al 34,79 por ciento.

Reclamo contra los jueces

ROMA.- El ciclo histórico de la última década ha comenzado ayer a cerrarse en Italia, donde la contundencia de la derrota de los conservadores de centroderecha ha sido tan contundente como la emergencia de un nuevo discurso en el arco de la izquierda, más realista y al mismo tiempo más plural.

Será dificil para Silvio Berlusconi revertir a estas alturas una tendencia dominada por el deseo de cambio de ciclo.

Sin embargo, el premier no admite su responsabilidad en el fracaso de su partido, e insiste en culpar a la judicatura italiana por la derrota electoral.

Berlusconi insiste en que los jueces lo persiguen, e inclusive ha intentado llevar la argumentación al plano internacional: El viernes, durante la cumbre del G-8 en Francia, le aseguró a Barack Obama, ante la mirada estupefacta de los restantes mandatarios, que “Italia está sufriendo una dictadura de los jueces comunistas”; y cuando volvió a Roma insistió que “los jueces italianos son una patología”.

Sin embargo, los votantes no han dado crédito a la supuesta persecución judicial del que dice ser víctima, y lo han derrotado en la misma ciudad donde comenzó su carrera política. “Igual que a Mussolini”, decían ayer los milaneses.

.

en Twitter:   @nspecchia

.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Berlusconi, primera caída (18 05 11)

Dura derrota de Berlusconi en las elecciones municipales en Italia

La victoria de la izquierda pone en riesgo la alianza de gobierno con la Liga Norte

.

 

.

ROMA.- Los sectores más críticos con el ejecutivo conservador italiano del primer ministro Silvio Berlusconi han salido a las calles de Italia, a festejar la victoria de la oposición de centro izquierda en las primeras elecciones municipales, en las importantes ciudades del norte del país, que pueden señalar una tendencia hacia el fin de un ciclo político entero dominado por la derecha.

Además, la importancia de estos comicios regionales aumenta al haber sido propuestos, desde el propio gobierno central, como un plebiscito de la gestión de Berlusconi, que se sentía confiado de los resultados en las urnas de Milán, la ciudad natal del mandatario que es, además, centro de todo el conglomerado de sus empresas de comunicación –radios, televisiones, diarios y revistas- que contribuyeron efectivamente en su acceso al poder durante la última década.

También Milán es la capital económica y financiera de la península, un sector que siempre ha respaldado a los gobiernos de Berlusconi, y a las alianzas de su partido Pueblo de la Libertad con los sectores filofascistas de la Liga Norte, de Umberto Bossi.

Sin embargo, los resultados parciales de las municipales milanesas han dado una vuelta de campana a estas tendencias, con la inesperada victoria del candidato del izquierdista Partido Democrático, Giuliano Pisapia, con el 48 por ciento.

De esta manera, la derrota de la derecha en uno de los circuitos electorales más importantes asume un carácter simbólico, al retroceder en más de diez puntos porcentuales, la mitad de su caudal de votos.

Los candidatos de izquierda, asimismo, se han impuesto en las municipales de Turín y Bolonia, centros industriales y académicos de importancia en el norte.

El mandatario, que se aprestaba a festejar una “victoria plebiscitaria” que balancearía los impactos negativos de su gestión (el escándalo en torno a las fiestas sexuales con menores de edad, las denuncias por abuso de autoridad en el caso de la prostituta marroquí “Rubi”, y los cuatro juicios que están abiertos en los tribunales y de los cuales sólo lo exculpa momentáneamente la inmunidad del cargo) no ha aparecido públicamente desde que se conocieran los resultados.

Al no haber alcanzado la mayoría absoluta, Milán tendrá segunda vuelta el próximo 29 de mayo, pero Pisapia se muestra confiado de refrendarlos. Mayor aún ha sido la diferencia obtenida por la izquierda en Turín, donde Piero Fassino se ha impuesto con casi 30 puntos de diferencia al candidato de Berlusconi.

Y en Bolonia, Virginio Merola ha sido elegido en primera vuelta con el 50,46 por ciento, a 20 puntos del candidato de la derecha.

Estos resultados pueden impactar en la alianza de gobierno, ya que la Liga Norte se siente lastrada por los escándalos que rodean al primer ministro. Umberto Bossi aseguró anoche que estaba “descontento, sorprendido e irritado”, lo que puede adelantar la pelea que viene con sus socios en el gobierno de Roma.

.

nelson.specchia@gmail.com

.

Los árabes afuera de Europa (27 04 11)

Francia e Italia solicitan un  freno a la integración europea

Berlusconi y Sarkozy responden a la llegada de africanos cerrando Europa. El presidente italiano, Giorgio Napolitano, tacha la decisión de “miope, mezquina y perdedora”

.

.

ROMA.- No corren buenos tiempos en la Europa mediterránea. Los alzamientos civiles en el norte de África y en Oriente Medio han generado un nuevo flujo migratorio, y ante esta nueva realidad demográfica y humanitaria los gobernantes de dos de los países fundadores de la actual Unión Europea (UE) han decidido solicitar el cierre de las puertas de ingreso al continente, aunque ello suponga un paso atrás –cualitativamente inmenso- en el proceso de integración regional abierto hace medio siglo.

El presidente francés, Nicolás Sarkozy, y el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, se reunieron ayer en Roma en la 29º cumbre bilateral, con el tema migratorio ocupando el centro de la agenda.

En la comparecencia ante los medios de prensa, al final de la reunión, anunciaron el acuerdo entre ambos Estados para accionar los mecanismos de gestión de la organización continental para “revisar” el Acuerdo de Schengen.

Este tratado, que como es habitual en estos instrumentos multilaterales tomó el nombre de la localidad luxemburguesa donde fue firmado en 1985, habilita el desplazamiento y la movilidad de mercaderías y de los ciudadanos europeos por 24 de los 27 países miembros.

El denominado “Espacio Schengen” constituyó uno de los logros más importantes en la historia de la integración continental, al tiempo que una concreción muy cercana al ciudadano común, que vio cómo las fronteras interiores desaparecían.

El éxito del proceso fue tan contundente, que inclusive un país como Suiza, que no se ha incorporado a la UE, adhirió al Tratado de Schengen y levantó sus fronteras. Esto revela la dimensión del acuerdo alcanzado por los líderes conservadores en la cumbre de Roma.

Sarkozy, en su habitual razonamiento demagógico, intentó presentar la decisión tomada con su par italiano como una defensa de la organización continental: “Queremos que Schengen siga vivo”, dijo tras la cumbre, “queremos más medios para que las fronteras queden garantizadas, precisamente porque creemos en Schengen.”

Más allá de este razonamiento alambicado, de lo que se trata en realidad es de cerrar las fronteras a los tunecinos, egipcios, libios, sirios, yemeníes, bahreníes, marroquíes y hombre y mujeres provenientes del África subsahariana, que llegan en condiciones lamentables, y el primer territorio europeo que tocan es la costa y las islas italianas y francesas.

Berlusconi, más directo, admitió que “Schengen debe ser modificado, porque ahora hay circunstancias excepcionales que lo demandan”; en referencia a los más de 27.000 norafricanos que Italia acoge en condición de refugiados desde principios de año.

Con un período electoral que se avecina para ambos (y las encuestas mostrando tendencias negativas), rodeados de escándalos personales que han ensombrecido sus gestiones, sin el apoyo de otros países europeos –como Alemania- que han anunciado que tampoco recibirán refugiados provenientes de la revuelta árabe, y acosados por la extrema derecha que crece imparable en los electorados, Berlusconi y Sarkozy han decidido ceder a las tendencias más xenófobas y egoístas de las agrupaciones políticas que lideran, y exigir que la UE cierre las fronteras.

.

en Twitter:   @nspecchia

.